La Verdad Acerca de los Gran Estafas de Declaraciones Negociadas

La manera más rápida y absoluta para ir a la prisión innecesariamente es de caer en la trampa del inocente de hacer una declaración negociada en un caso defensable por suspensión de procedimiento. Mas que 50% de humanos puestos en suspensión terminan en la prisión. Hay dos partes en la frase “declaración negociada”. La primera es “declaración”, lo que es lo que das al gobierno. Cuando te declaras culpable, niegas a su derecho a un juicio, tu derecho para confrontar testigos (mirarles a los ojos) y el derecho a interrogar a los testigos (cuestionarlos para revelar prejuicios, falta de testimonio basado en los hechos, inhabilidad de percibir), tu derecho de testificar (contar tu lado) o permanecer en silencio (dejar que ellos prueban el caso sin tu ayuda) y tu derecho de citar a testigos serviciales (hacerles asistir a tu juicio). También, niegas a tu derecho de apelar su caso. Y PARA QUE?

En muchos casos, JUICIO DIFEREIDO NO ES UNA GANANCIA. Ser deferido te somete al rango pleno de castigo por si acaso que violas tu libertad condicional. Si estas acusado de violar tu libertad condicional, ya es tarde para un juicio (ya empezaste a negociar desde cuando tomaste el veredicto de deferido). Solo tienes derecho a una audiencia sin jurados ( el Juez solo decide su destino). La única pregunta es, si de verdad violaste los términos de su libertad condicional. La carga de la prueba en la audiencia no es mas allá de toda duda razonable. Es atreves de la prueba irrefutable (más probable que no). Testimonios de oídos son permitidos en tales audiencias. En resumen, si alguien viene a la corte y dice que ha leído un reporte diciendo que violaste tu libertad condicional, y el juez decide que más probable que no es verdad, empaca tu cepillo de dientes y tu tapón anal porque iras a la cárcel.

No eches cabeza pensando en el momento que leíste sobre los casos deferidos cuando te encuentras esperando para ir a la cárcel y considerar, “Que tal si hubiera enfrentado mi caso? Qué tal si hubiera llamado a NORM SILVERMAN?”. Levanta tu teléfono AHORA MISMO, antes de que entregas todos tus derechos preciosos y constitucionales. Tal vez el caso es de que el gobierno tiene un caso con un cierre hermético contra ti y deferir el caso es lo mejor que podríamos hacer. El error que la gente comete, es deferir el caso sin primero agotar toda las oportunidades por una ganancia. Deferir, debe ser uno de los últimos recursos para resolver su caso, no el primero. Si otros abogados te dicen otra cosa, llámame para ver la diferencia que el conocimiento, la investigación y el empeño pueden hacer en su vida.

This post is also available in: Inglés